DAI SIJIE: MAGIA LITERARIA

balzac_y_la_joven_costurera_china_0

Por: Florencia Puddington

Dai Sijie es un escritor y director de cine de origen chino, que se radicó en Francia, tras conseguir una beca en los años ochenta. Su juventud, se vio sin dudas, marcada por el sistema comunista chino, que limitaba las libertades individuales y censuraba toda expresión cultural ajena a los preceptos propuestos por el Estado. Entre 1970 y 1974, en el marco de la Revolución cultural iniciada por Mao, debió afrontar el proceso de reeducación escolar, por el cual, los jóvenes de la ciudad, debían completar su escolarización en algún pueblo rural, aprendiendo la tareas y habilidades de los campesinos.

 

Balzac y la joven costurera china, es la primera novela de este autor, y está claramente inspirada en aquel período de reeducación campesina de la China maoísta de los años setenta, y narra la experiencia de dos adolescentes enviados a un pueblo en el medio de la montaña, para completar su ciclo de escolarización.

 

Sijie retrata al ideal comunista como contradictorio, no le resulta difícil ridiculizar las bases de su ideología y los representantes de la autoridad del estado. Con un estilo intimista, que establece una relación directa con el lector, adoptando una cálida primera persona confesional, transmite sus experiencias a modo de anécdotas, cargadas de ironía, y con mucho sentido del humor. Aunque tenemos la certeza de que esa picardía esconde una realidad opresiva y amarga.

La sociedad comunista, idealmente igualitaria, homogénea una vez eliminadas las clases sociales, se nos presenta a través de la voz del narrador, como una sociedad desintegrada, en la que los individuos desconfían unos de otros, donde se han perdido los lazos familiares y de amistad, y sus integrantes sienten y viven en soledad. Los protagonistas viven el traslado al campo como un desarraigo de sus familias, de sus costumbres y de los lazos construidos en la ciudad.

Los habitantes de este pueblo montañés son nombrados a partir de los oficios que ocupan o alguna característica personal, como indicando desde la materialidad del texto, el resquebrajamiento de los lazos sociales, sin lugar para profundizar los vínculos. La única excepción es Lúo, el amigo con el que el narrador llega desde la ciudad, y con quien continúa estableciéndose ese vínculo afectivo, único sobreviviente del pasado en el que el narrador también tenía nombre.

 

Pero hay otro nombre que sobrevuela la novela: Balzac. Con él, toda la literatura universal atraviesa la historia y define la intencionalidad de la obra.

 

La narración, ya sea oral o escrita, cobra un protagonismo inesperado en este ámbito asfixiante. Contar historias siembra en la imaginación de quien escucha la posibilidad de otros mundos, de nuevas experiencias, la esperanza de reconstruir esos lazos perdidos entre los distintos actores sociales; todos quieren escuchar las historias, todos se conmueven, sufren y lloran con sus protagonistas.

La narración oral y el objeto libro, se van revistiendo, entonces, de un halo mágico, capaz de salvar a los protagonistas de brutales castigos, trabajos forzados, e incluso la muerte. Al igual que en Las Mil y Una Noches, ellos se respaldan en la narración y la literatura para sobrevivir a los peligros que se les presentan.

 

Como en toda novela de aprendizaje, los protagonistas sufren una transformación. Paradójicamente, esta presencia descubierta azarosamente de literatura occidental prohibida por el régimen, es el pilar fundamental de la reeducación que viven en el pueblo de la montaña y no los saberes campesinos. Después de estas lecturas, ya no serán los mismos, porque se ha despertado en ellos la curiosidad por lo nuevo, la necesidad de experiencia, el deseo de descubrir el mundo. De allí la grandeza de la literatura, y también su peligrosidad, como descubrirán hacia el final.

Una hermosa novela que nos recuerda qué se esconde detrás de un libro.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s